¿Qué relación tienen la diabetes y las caries?

Es común que la comunidad médica y los mismos pacientes dirijan su enfoque en el diagnóstico y tratamiento adecuados para prevenir y/o combatir los síntomas de la diabetes. Sin embargo, la salud bucal resulta igual de importante para evitar enfermedades que podrían afectar negativamente nuestro metabolismo, provocar deficiencias nutricionales o retos psicosociales derivados del deterioro de encías y dientes.

shutterstock_177467945 (1)

La causa y su efecto

Las caries son el resultado de un proceso en el que una infección bacteriana de estreptococos (por ejemplo) desmineraliza la estructura de los dientes compuesta por esmalte y dentina. Esto puede ser provocado por la hiperglucemia, ya que un alto nivel de glucosa alrededor de las encías podría alimentar y prolongar la vida de estas bacterias.

Por otro lado, permanecer con la boca seca resulta negativo por la posibilidad de acumular placa dental y la disminución de las defensas naturales en nuestra boca, ambiente ideal para la proliferación de enfermedades bucales como la gingivitis, periodontitis, liquen plano, micosis o la caries.

Diagnósticos y cuidados en doble vía

Existen esfuerzos internacionales de organizaciones médicas como la Federación Dental Internacional (FDI) y la Federación Internacional de Diabetes (FID) para “aumentar la concienciación entre los profesionales sanitarios y el público general acerca de las complicaciones bucodentales de la diabetes y su relación bidireccional”. Esto se lograría con una comunicación más estrecha entre estos profesionales y sus pacientes para la sensibilización en temas como la salud bucodental y la complicación diabética que representa, además de mejorar los estudios sobre su relación y promoverlo como materia de estudio para estudiantes en sanidad diabética.

Cuidados y beneficios

Aunque es un problema que puede atacar a todos por igual, evitar las caries u otra enfermedad bucal puede ser más fácil que combatirlas. Para ello, no está de más recordar la importancia del cepillado correcto y periódico con un pasta dental adecuada, cuidando el uso de hilo dental, además de evitar mantener la boca seca. Reduce o elimina los azúcares y almidones de tu dieta y, de ser posible, mantén informado a ambos profesionales que te atienden.

Finalmente, recuerda que un control glucémico inadecuado puede incidir directamente en este tipo de complicaciones por lo que es importante que tomes en cuenta estas recomendaciones.

Cuéntanos, ¿qué otros cuidados conoces y recomiendas?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s