Diabetes infantil, ¡todo un reto!

diabetesinfantilLa diabetes afecta a más de 240 millones de personas en el mundo, y la diabetes infantil, representa entre el 10 y 15% de los casos. Vivir con diabetes desde temprana edad puede significar varios retos; sin embargo, es mucho más sencillo educar a los pequeños con estilos de vida saludables.

 

Diabetes a temprana edad

Los cambiantes y ajetreados estilos de vida de la actualidad han contribuido en la creciente población de niños que viven con diabetes. Se calcula que en el mundo hay unos 440,000 niños que viven con esta enfermedad y que cada año se suman más de 70,000 casos nuevos.

 

Control y vigilancia

La diabetes tipo 1 es la que más afecta a los pequeños, incluso a aquellos que se encuentran en los primeros meses de vida. En este tipo de diabetes, el cuerpo no produce insulina, la hormona responsable de ingresar la glucosa a las células y que la energía se metabolice de manera correcta. Este tipo de diabetes no se puede prevenir, ya que se desconocen las causas que la provocan. No obstante, algunos estudios destacan la importancia de la lactancia en la prevención de este tipo de diabetes.

Actualmente, existen varios métodos para el control y vigilancia de la diabetes en los pequeños, como dispositivos de infusión subcutánea continua de insulina. Estos sistemas incluyen un sensor de glucemia, que permitirá llevar un mejor control y enviar los reportes al médico por correo electrónico, para la constante evaluación del infante.

 

¿Cuándo se puede prevenir?

La diabetes en adolescentes, que también refleja un crecimiento de casos en los últimos años, es con más frecuencia una diabetes tipo 2. Esta es provocada principalmente por los cambios en los estilos de vida y en especial al sedentarismo y a los malos hábitos alimenticios.

 

¿Cómo evitar la diabetes tipo 2 en los niños y jóvenes?

Infórmate. Es importante estar al día en los avances de la lucha contra la diabetes. Es un reto que incluye a toda la familia, pero recuerda que como padre o encargado, eres el responsable de la diabetes infantil.

Buena alimentación. Los niños necesitan mucha fibra y menos azúcar para que su cuerpo responda a los requerimientos de la edad. Por ello, es importante elegir alimentos que sean saludables, evitando aquellos con un alto contenido de grasas y harinas refinadas.

Cambia a los dulces por frutas. Cinco porciones variadas de fruta al día son ideales para el buen funcionamiento del organismo. Además, estas pueden ser un buen sustituto para los dulces.

Evita las comidas rápidas. Es importante reducir o eliminar los alimentos con un alto contenido en grasas y azúcar. Reduce el consumo de comidas rápidas y las bebidas azucaradas.

Motiva el ejercicio. Una constante rutina de ejercicios es vital tanto para su óptimo crecimiento, como para evitar el sobrepeso.

Evita el sedentarismo. Ponlos en movimiento. Actualmente, los niños se entretienen con teléfonos inteligentes, videojuegos o con el televisor. Es necesario que reduzcas las horas que los pequeños pasan inactivos con este tipo de actividades.

Apoyo consistente. Muchas veces, la escuela representa un peligro en los estilos de vida saludables. Algunos países ya están realizando los primeros pasos para concientizar a la población estudiantil, a padres y administrativos, sobre los riesgos de la diabetes en edad pediátrica. En todo caso, llegar a acuerdos con los maestros es un primer paso para evitar cambios o altibajos en la ingesta de azúcar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s